Imprimir

El Ayuntamiento de Villacañas se ha sumado al manifiesto por un Modelo Socio-Sanitario de Salud en el Mundo Rural, que promueven diferentes colectivos y plataformas de pueblos, comarcas y provincias de la conocida como “España vaciada”, entre los que se encuentra el Movimiento Rural Cristiano, y que concentra sus actividades en la jornada de mañana 3 de octubre.

El alcalde, Jaime Martínez, ha recibido a la presidenta nacional de este colectivo, la villacañera Angelita Carrascosa, que ha estado acompañada por Mª Nieves Díaz-Rullo, militante también del Movimiento. Carrascosa le ha explicado que con este manifiesto se aboga por garantizar el acceso al derecho básico a la salud en igualdad de condiciones para las personas que viven en los territorios rurales, para lo cual se quiere hacer partícipe al pueblo de Villacañas, a través del Ayuntamiento, así como de las asociaciones socio-sanitarias de la localidad.

Jaime Martínez ha recordado que la demanda por una buena prestación sanitaria en nuestro pueblo, tanto a través de la Atención Primaria y Especializada en el Centro de Salud, como la atención de Especialidades y Hospitalaria en nuestro hospital de referencia, es una petición constante del Ayuntamiento. De hecho, ha recordado que recientemente se ha trasladado a los responsables sanitarios las quejas en relación a la atención primaria en el Centro de Salud de la localidad, especialmente en cuanto a las dificultades para conseguir citas y el retraso con el que se están dando, con el objetivo de tratar de que se tomen las decisiones oportunas para mejorar el servicio que se presta a los vecinos.

En el manifiesto se defiende el derecho universal a la salud y a una sanidad pública digna y de calidad, sin discriminación del lugar donde se viva. En el caso del mundo rural, se aboga por un nuevo modelo socio-sanitario, exige que se mantengan abiertos y activos los centros de salud locales, propone crear la figura del sanitario rural y un programa básico de salud pública en las zonas rurales fundamentado en la prevención. También reivindica dotar a los centros de salud de un equipo multidisciplinar y de la plantilla necesaria para atender a una población dispersa y envejecida.

Unas demandas a las que el pueblo de Villacañas se suma y apoya a propuesta del Movimiento Rural Cristiano, un colectivo histórico en la localidad y cuya presidenta local es, además, desde hace unos meses, presidenta nacional.